Entradas

Opiniones de Ortega sobre Unamuno

Imagen
“Ya está Unamuno con la muerte, su perenne amiga-enemiga. Toda su vida, toda su filosofía han sido…. una meditativo mortis. Hoy triunfa en todas partes esta inspiración; pero es obligado decir que Unamuno fue el precursor de ella. Precisamente en los años en que los europeos andaban más distraídos de la esencial vocación humana, que es “tener que morir” y más divertidos con las cosas de dentro de la vida, este gran celtíbero hizo de la muerte su amada. De aquí el sabor o, al menos, el dejo macabro, que nos llega de todas sus páginas, hable de lo que hable, juegue con lo que juegue.…..No he conocido un yo más compacto y sólido que el de Unamuno. Cuando entraba en un sitio, instalaba desde luego en el centro su yo, como un señor feudal hincaba en el medio del campo su pendón. Tomaba la palabra definitivamente. No cabía el diálogo con él…..No había pues, otro remedio que dedicarse a la pasividad y ponerse en corro en torno a Don Miguel, que había soltado en medio de la habitación su yo, …

EL REINO DE AXUM

Tenemos pocas noticias del Reino de Axum fundado en la región oriental del Tigré por árabes procedentes del Yemen.

La primera mención la encontramos en el Periplo del Mar Eritreo, cuya fecha de redacción se ignora, aunque suponemos que estará escrito entre el I y III d.C. Ahora bien, la fundación de Axum como capital de un nuevo reino, se puede datar en el siglo I, junto al puerto de Adulis en el Mar Rojo, donde se manifiesta un peculiar civilización cuya organización política desconocemos, aunque puede hablarse de una monarquía que vive bajo la influencia griega, e incluso utiliza la escritura helénica, como lo demuestra el hecho de que han llegado hasta nosotros textos escritos en griego, en hez y en sudarábigo.

El más célebre de sus reyes fue Ezana a mediados del siglo IV, convertido al cristianismo por un discípulo de Atanasio de Alejandría. Esta conversión le acarreó al soberano numerosas dificultades en sus relaciones con el emperador bizantino Constancio II, que profesaba el a…

Jorge Manrique

Imagen
“Con dolorido cuidado,desgarro, pena y dolor,parto yo, triste amador,de amores desamparadode amores, que no de amor.Y el corazón enemigode lo que mi vida quiere,ni halla vida ni muereni queda ni va conmigo;sin ventura, desdichado,sin consuelo, sin favor,parto yo, triste amador,de amores desamparado,de amores, que no de amor.”Jorge Manrique : CanciónBuenos días desde Academia Cruellas. Durante mucho tiempo se ha comentado que si Jorge Manrique no hubiera escrito Coplas por la muerte de su padre no dejaría de ser un poeta más entre los muchos que llenan los cancioneros de su época. Ahora bien, esto vemos que no es así en esta canción amatoria ya que observamos un virtuosismo en el manejo de los conceptos y nos percatamos de la sensación del hombre asombrado, el feliz encuentro entre la palabra y la vida, es decir, de la poesía.Esta canción narra uno de los temas más concurridos de la poesía cortesano-trovadoresca: el sufrimiento por amor. El poeta nos desmenuza su vivencia y las circuns…

El miedo a la libertad

Imagen
Nuestra posición ante el concepto de libertad resulta ambigua. El hombre anhela, necesita la libertad, pero, por otra parte, la teme. Y la teme refugiándose en la decisión de otros, o en grandes figuras colectivas, que cobijan y amparan esta angustia de la libertad individual. También, disolviéndose en la masa anónima.Muy expresivamente dijo Unamuno que el hombre era cordero para el hombre, contraponiendo esta expresión suya a la tan repetida desde Hobbes, que el hombre es lobo para el hombre. Aludía Unamuno a la tendencia humana a huir de la responsabilidad e insistió cómo por esta vía, por esta claudicación de las responsabilidades colectivas, del deber humano de asumir la responsabilidad, se instauran y perpetúan los poderes absolutos. Unamuno llega entonces a decir que los tiranos eran víctimas del pueblo que los había erigido en calidad de tales. Aunque sin duda podríamos añadir que es un sacrificio que algunos asumen muy gustosamente.Ya Hegel en su análisis de la dialéctica entr…

La sociedad política según Francisco de Vitoria

Imagen
Para Vitoria, el hombre es sociable por naturaleza. su sociabilidad no queda satisfecha con la familia, y por lo tanto, necesita de la sociedad política para alcanzar la perfección. Vitoria define la sociedad política como aquella comunidad perfecta, o República que no es parte de otra, sino que tiene leyes propias, consejo y magistrados propios, y cita como ejemplos los reinos de Castilla y Aragón.Vitoria afirma que la comunidad política es la titular inmediata del poder, que recibe de Dios. El fin de la comunidad es la consecución del bien común, pero, como no puede alcanzar cómodamente esta finalidad por sí misma, designa a alguna persona en particular para que asuma el gobierno, y le transmite la potestad que ostentaban inicialmente. Esta transmisión consiste en un acto reconocible en cierto modo al pacto de sumisión que desarrollarán autores posteriores, pero con caracteres propios (Vitoria no presenta un contrato que dé origen a la sociedad, porque ésta surge de la natural socia…

El nominalismo y la ciencia

Imagen
Ockham no fue un científico que contribuyera personalmente al progreso de la ciencia. Sin embargo, sus ideas contribuyeron a impulsar la investigación empírica. De hecho, los científicos del siglo XIV se hallan vinculados al movimiento nominalista. El impulso de Ockham a la investigación científica proviene, en primer lugar, de su concepción del orden del Universo como un orden meramente fáctico, contingente: puesto que las leyes que rigen el comportamiento de los fenómenos son de hecho así, pero podrían haber sido de cualquier otro modo, es inútil pretender descubrirlas por deducción a partir de principios generales; la única forma de conocerlas será la observación atenta de los hechos. A esta misma conclusión conducía la concepción ockhamista de la causalidad: las causas de los hechos solamente pueden ser determinadas con certeza mediante observación. La observación empírica se vio, en fin, favorecida igualmente por la preeminencia que el nominalismo concedía al conocimiento de lo s…

La Revolución Meiji

Imagen